El documento base para el consenso


La semana pasada,Josune Ariztondo nos recordaba que se estaba elaborando el borrador de Ponencia Política tomando como referente el documento de octubre de 2005, consensuado por el EBB pero no aprobado por la Asamblea Nacional, aunque días antes Iñigo Urkullu afirmó que el borrador de la Ponencia también se basaría en las Ponencias de 2000 y 2004. Así mismo, un medio de Vocento (más detallado ayer por Alberto Surio) nos hacía saber que un grupo de líderes del PNV trabajaban sobre el documento. Líderes a los que puso nombre Imanol Murua Uria: Urkullu, Ariztondo, Gerenabarrena y Egibar.

Joseba Egibar negó, no hace mucho, conocer las bases del borrador de la Ponencia. Me extrañaba que entre los líderes no estuviera el presidente del GBB, caracterizado por la prensa unionista como el líder del sector duro o soberanista. Si la información de Imanol Murua es buena es difícil que la versión de Alberto Surio en El Diario Vasco sea cierta: "La actual ejecutiva que preside Imaz confía en alcanzar un acuerdo interno aunque apuesta por asentar con claridad y sin ningún atisbo de ambigüedad al PNV en el proyecto de nacionalismo cívico y pactista que defiende sin complejos Imaz."

No porque el nacionalismo no deba ser cívico o pactista. No es por eso. A un consenso sólo se llega desde posiciones divergentes, nunca dando por buena la versión de uno de los sectores. Da la sensación, de creer a Surio, que asistimos a un reparto de papeles, en el que Imaz acota terreno desde los medios públicos y los cercanos a sus tésis trabajan para darle forma en la mesa que aspira al consenso. Espero que no.

La Ponencia política tiene un tronco que se repite continunamente, por ser parte del acervo ideológico del PNV. Hay otra que en la se trazan las líneas estratégicas para los próximos años. La Ponencia de 2000 fue claramente post-Lizarra, y a esa coyuntura se debe su redacción. La de 2004 fue consecuencia del ambiente irrespirable de acoso a lo abertzale por parte de los tardofranquistas del PP y los no menos unionistas del PSOE. En la ponencia de 2004 los cimientos del Plan Ibarretxe estaban ya echados, y a ellos se alude como objetivos a conseguir en la siguiente legislatura.

La Ponencia de 2007 no debiera pasar por alto el Plan Ibarretxe, el reintegro del PSOE al poder en España, la tregua de 2006 y su fracaso. A ellos hay que añadir la actitud de veto mantenida por el PSOE y su secretario general Rodríguez Zapatero en Navarra, impediendo un acuerdo transversal entre el PSN y Nafarroa Bai, con su estela de proyección a futuro.

¡Cómo agradecería un artículo de Imaz sobre lo ocurrido en Navarra! Aquel en el que se aludía al desayuno con encuestas omitía algo fundamental: los poderes del Estado (si no es uno, será el otro) harán lo imposible por vetar cualquier iniciativa de corte autodeterminista que surja dentro del Estado español. Imaz no se fía de ETA. Yo tampoco. En mi caso, tampoco me fío del talante y buena voluntad del Estado.

¿Cómo lo superamos, mediante el pacto o mediante la confrontación democrática? Imaz dice que la confrontación no conduce a ninguna parte. ¿Puede dar ejemplos de pactos con resultados relevantes para Euskal Herria? Por si acaso a alguien se le ha ocurrido poner el ejemplo del Estatuto de Gernika, habrá que recordarle que, además de haber sido amputado por diversas leyes orgánicas, 30 años después no ha sido desarrollado.

Habrá más circunstancias, sin lugar a dudas, que haya que considerar en la Ponencia. Entre ellas la menos relevante es la vuelta a las andadas de ETA. Ni un segundo más para ellos.

Etiquetas:

3 Comentarios:

Blogger Indarkide dijo...

¿Confrontación democrática? ¿Y que vía sino la transversalidad supone la confrontación democrática? ¿Qué es confrotación democrática? ¿Como se alcanzan resultados en la confrontación democrática? ¿No es un parlamento la sede la confrontación democrática? ¿Cómo se alcanzan las decisiones de mayor calado y proyección en un parlamento sino por acuerdo? ¿No son las leyes adoptadas por todos y no por imposiciones relativamente mayoritarias las mejor consideradas? ¿Las más democráticas?

Me parece que se confunde transversalidad con entreguismo, como decía Imaz. Aunque no se si se confunde o se quiere confundir.

En cualquier caso, como ejemplos de lo logrado con acuerdos con el estado se me ocurren el Concierto y una larga lista de infraestructuras, sin duda totalmente necesarias para hacer país si se saben aprovechar.

27 agosto, 2007 10:05  
Blogger tximino dijo...

¿Se recogerá en la ponencia el no tener representatividad en muchas localidades del territorio gipuzkoano? Porque si está Egibar en "el documento base para el consenso" le podría dar ese toque personal del GBB. ¿O no?

27 agosto, 2007 13:30  
Blogger michel dijo...

El documento "de consenso" no es sino una pantalla de humo para ocultar algo que señala Tximino: un absoluto abandono por parte del GBB (de este y de todos los que ha habido en los últimos veinte años) de una cuestión tan esencial como la organización. Muchas de las organizaciones son puramente nominales y, a día de hoy, no se sabe exactamente cuántos batzokis permanecen abiertos en el territorio.Algunos se han quedado en txokos.
Leía hace poco en Deia que, por ejemplo, en Bizkaia, el Partido presentó 123 candidaturas de un total de 126 municipios. Aquí no. Todo han sido disculpas o, simplemente, no se han dado explicaciones. ¿Para qué?.
Estamos en el entreguismo puro y duro...a Batasuna.

28 agosto, 2007 08:33  

Publicar un comentario

<< Home