Piñeiro nos dió la razón


Badaia

Ayer, y bajo el título “Justicia y Democracia”, mantenía aquí en Arabatik que hay que tener muy buena voluntad para calificar al sistema judicial español de democrático. En el estado español no está clara la división entre justicia y política, y las grandes decisiones judiciales se toman con criterios políticos y en función de intereses políticos.



Ayer tuvo lugar la apertura del año judicial en Euskadi. En cualquier país civilizado y democrático los discursos pronunciados habrían girado sobre la situación de la justicia, la evolución de la criminalidad, el número de asuntos pendientes de resolver y otros temas directamente relacionados con la judicatura.

En un Tribunal como el Superior de Justicia del País Vasco, que preside del Sr. Piñeiro y en el que en algunas de sus Salas puede tardarse mas de cinco años en resolverse un asunto, cabía esperar un discurso de inicio de año con una carga fuerte de autocrítica de quien ha sido incapaz de resolver el endémico atraso de la justicia española.

Sin embargo no fue así. El Presidente del Tribunal Superior de Justicia del País Vaso, Don Fernando Ruiz Piñeiro, no está para dedicarse a esas cosas, y en consecuencia pronunció ayer un discurso político en el que una vez más se alineó con las tesis del PP y PSOE.

El Sr. Piñeiro se colocó a sí mismo por encima del Lehendakari, del Gobierno y del Parlamento Vasco, y pretendió dar a los asistentes una lección sobre democracia.

Tiene perfecto derecho el Sr. Piñeiro a expresar sus opiniones políticas, aunque éstas sean contrarias a la esencia misma de la democracia; sin embargo el foro adecuado para hacerlo es el Parlamento. Afíliese pues el Sr. Piñeiro al Partido Popular, preséntese a las elecciones y, si resulta elegido, haga política honradamente y no utilice espuria su toga como viene haciendo.

En fin, el Sr. Piñeiro nos dio ayer la razón; el sistema judicial español no puede calificarse de democrático, y algunos magistrados tienen mucho mas de políticos que de jueces.

8 Comentarios:

Blogger FÍGARO dijo...

Las relaciones entre los responsables de los Poderes Públicos deben de ser fluidas, cordiales y de total colaboración. Esto no es una quimera ni un deseo iluso, es una EXIGENCIA.

Los contribuyentes pagamos impuestos para que políticos y jueces solucionen problemas, y no para que los agraven o para que se constituyan ellos mismos en problema.

Estas actitudes en plan "Vd. no sabe con quien está hablando" o en plan "Se va a enterar este de lo que vale un peine" son absolutamente rechazables entre quienes ejercen funciones públicas.

Yo no les pido que en su vida privada sean amigos, y que los domingos vayan juntos al monte y los sábados a cenar con sus sufridas esposas.

Pero en su vida profesional tienen la obligación de colaborar y de aportarnos SOLUCIONES.

Lo de menos es si Piñeiro tiene más o menos razón que Azkarraga. me niego a entrar en ese juego. Lo de ayer fue un espectáculo lamentable.

Ante todo debería quedar muy claro que los ciudadanos no pagamos impuestos para asistir a peleas de gallos.

A ver si se enteran.

10 octubre, 2008 10:24  
Anonymous Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo con Figaro, sin embargo no son de extrañar las declaraciones del Sr. Azkarraga, revisense las hemerotecas y veremos declaraciones sumamente coherentes con su justo y equilibrado cargo institucional....De risa¡

10 octubre, 2008 19:05  
Blogger mikel dijo...

Vamos a ver.

Las leyes,esas tan socorridas por los próceres hispanos y adjuntos, valen en función de su destino; la Constitución española tiene satisfechos a los señores del dinero, a los modernos nacional católicos, a los charlatanes de pensamiento flácido y conforme, a los paladines de la gloria económica y a esos correspondientes moralistas. Y eso mismo no les vale a los pobres, a los inmigrantes, a los jóvenes sin presente ni cartera, a los pueblos que quieren respirar por su cuenta, a los que desconfían de los ejércitos y de los reyes, a los que creen que la libertad no habita en una urna ni tiene estación para ejercerse.

¿Son necesarias tantas disquisiciones para lo evidente?

10 octubre, 2008 19:45  
Blogger mendi dijo...

Valiente gilipollez, anónimo. Y por el mismo precio también vale para Fígaro.

Escribamos una constitución vasca que permita encarcelar a los jueces sedicentes, a ver si entonces está tan de acuerdo con la ley el payaso digital ese de Ruiz Piñeiro.

No te jode.

11 octubre, 2008 15:49  
Blogger FÍGARO dijo...

Nadie ha defendido la postura de Ruiz Piñeiro, Mendi.

Y para gilipollez lo de redactar una Constitución "que permita encarcelar a los jueces sedicentes" A lo mejor si tuvieras alguna remota idea de lo que has dicho te llevabas las manos a la cabeza.

11 octubre, 2008 16:45  
Anonymous Treketza dijo...

Tiene toda la razón, el post. Y mendi también.
Imaginemos que al amigo Piñeiro o a otro de su rango, se le ocurre decir lo contrario y alinearse con las tesis del Lehendakari y decir que primero es hablar con todo cristo y no llevar la tarea política a la “justicia”.Al día siguiente le abre un expediente el CGPJ y su carrera termina ahí mismo.

Pero si lo que dice es por españa y contra el salvaje del norte, todo vale.

Por cierto, algún día habrá que hablar de la “legalidad”. La legalidad no existe. Solo existe la legalidad española en contraposición a los derechos de los vascos. Y tenemos que empezar a dejar a un lado eso de agarrarse a lo que es legal o ilegal. Bost axola si la consulta es constitucional o no. Porque ni es nuestra constitución ni es nuestra legalidad. Y los jueces son el órgano ejecutor de esa legalidad española. Y la ertzaintza, por cierto.

13 octubre, 2008 18:44  
Anonymous burusoila dijo...

Hablando de lo que llaman “la justicia”, ahora quieren expedientar a la jueza de violencia doméstica de Santander, por hablar en plata. Por decir que todo este montaje del PSOE con la violencia de “género” no sirve para nada, es una exageración y colapsa los juzgados con tonterías, pretendiendo que los jueces adivinen de entre el mar de tonterías que aparecen, cual puede llegar a ser un caso serio, cuando los casos que terminan en tragedia suelen ser los que menos pinta de peligrosos tienen. Y son verdades como puños.
Pero hay determinados temas que cuando parecen políticamente correctos, cualquier cosa que se diga por mas fundada y razonable que sea, no se puede ni mencionar.

16 octubre, 2008 10:20  
Blogger FÍGARO dijo...

....Y habrá que ver como acaba la historia de la manifestación (Mejor contramanifestación) de Falange autorizada por el TSJPV para el mismo día 25 de octubre en Vitoria, en contra del criterio de Interior del GV......

16 octubre, 2008 19:42  

Publicar un comentario

<< Home